La Biblioteca Nacional cierra 2016 con un ahorro de 3,3 millones de euros

La Biblioteca Nacional de España (BNE) cerró el ejercicio 2016 con un ahorro neto de 3,3 millones de euros, lo que supone el segundo año consecutivo en números negros, tras las cifras en positivo del ejercicio anterior, con un ahorro de 669.018 euros, tal y como ha recogido Europa Press de las cuentas del organismo.

Desde el año pasado, la BNE cambió el rumbo de las cuentas del organismo, que venían registrando pérdidas de millones de euros. La mejora se debió fundamentalmente a un cambio contable que sirviera de «fiel reflejo» de la realidad económica y patrimonial de la Biblioteca Nacional de España, según explicaron entonces fuentes del organismo.

Entre otras medidas, el Edificio de la Sede de la BNE en el Paseo de Recoletos pasó a contabilizarse como Patrimonio Histórico, así como un 76 por ciento de los fondos bibliográficos y documentales de la biblioteca.

En este ejercicio 2016 se han mejorado los ingresos (de 24 millones de euros del año anterior se ha pasado a 26,9 millones de euros), si bien los gastos también han aumentado ligeramente (de 23,3 millones de euros a los 23,6 millones de euros de 2016). El patrimonio neto de la BNE al final del ejercicio es de 376,6 millones de euros y el remanente en tesorería, de 5,6 millones de euros.

La plantilla a 31 de diciembre de 2016 en la BNE era de 410 empleados. Respecto a las actividades previstas para el año, se llegaron a celebrar un total de 21 exposiciones con más de 322.000 visitantes, además de préstamos de ejemplares en sala a más de 200.000 usuarios.

Powered by WPeMatico

eBay